Wedding planner

¿Quién es la wedding planner y cuáles son sus funciones?

Contratar el Servicio de Wedding planner les puede parecer en un primer momento un gasto extra, incluso un poco caro e innecesario. Sin embargo, tener a alguien con experiencia que los ayude con esta parte tan importante, les puede hacer ahorrar en tiempo, esfuerzo y dinero, además de asegurarles el éxito rotundo de su boda.
Una Wedding Planner es la persona que se encarga de asesorar y ayudar con el diseño, organización y planificación de una boda, respetando el estilo y las necesidades que tiene cada pareja. La principal tarea de una Wedding Planner es saber escuchar, entender qué boda quieren y guiarlos para hacerla realidad. Aunque no tenga ni pies ni cabeza, aunque tengan muchas ideas dispares o quieran algo imposible. El trabajo de una Wedding Planner es conseguir desenmarañar” esa información y hacer una boda preciosa y a medida desde cero.
Una Wedding Planner se encarga de buscar el proveedor que más se acerque a tu estilo y de contactar con ellos mientras ustedes siguen su vida normal. Pueden colaborar en todo, en parte o en nada. Nuestro trabajo es involucrarnos en la medida que ustedes crean oportuno.
Una Wedding planner no sólo los acompaña en los preparativos, también lleva a cabo todas las tareas que los novios no podrán desempeñar el día de su boda.
Una Wedding Planner les facilita la vida y transmite en todo momento tranquilidad. Es necesario que sepa comunicar de una manera sencilla, completa, comprensiva, asertiva.
Una Wedding planner está presente el día de la boda, sin hacerse notar, pero llevando de manera estricta el guion que ha acordado con los novios, sabiendo minuto a minuto lo que está pasando y lo que tiene que pasar, adelantándose a cualquier cosa que pueda ocurrir. Porque una Wedding Planner ve el futuro y se adelanta al siguiente paso para que esté todo listo antes de que lleguen o lleguen vuestros invitados. Y además está atenta a cualquier cosa que puedan necesitar en cualquier momento. Es tu día, tú eres quien tiene que disfrutar!

¿Por qué contratar a una wedding planner?

Porque no tienen tiempo de organizar su propia vida y menos una boda!
Porque todo les parece un mundo, no tienen ni idea de cómo y por dónde empezar.
Porque son muy indecisos y no quieren que el tiempo les gane por no cerrar cosas a tiempo.
Porque cuando piensas en tu boda te pones taaan nerviosa/o que no te ves capaz de tomar decisiones sin morir en el intento con cada una (valeriana en mano!).
Porque quieres tener la certeza de que llevan bien los tiempos, los pagos y la tranquilidad de que todo está bajo control. No quieres que nada se les olvide y se les escape.
Porque necesitas una persona que agilice la búsqueda de todos los servicios de una forma rápida y segura, que te ayude a encontrar lo que quieres a un precio razonable.
Porque prefieren disfrutar de vuestro amor y de la fase pre-boda sin altibajos ni tareas extras.
Porque tienes miedo de que los preparativos saquen lo peor de ti o de tu pareja.
Porque te gusta el estilo de tu Wedding Planner y quieres que te ayude a reflejarlo en cada detalle de tu boda.
Porque quieres dedicar este tiempo a ti, a tu familia, a tu novio y quieres asistir sin presión a tus sesiones de belleza, buscar tu vestido perfecto y los complementos más ideales para tu look. Tienes claro que las horas previas a tu boda son para ti!
Porque necesitas una persona que te aconseje sobre las últimas tendencias y te aporte ideas originales.
Porque no quieren tener a sus invitados pendientes de ninguna tarea más que la de disfrutar, reír, beber, comer y bailar.
Porque tienen miedo de que suceda cualquier imprevisto durante la boda (siempre hay sorpresas, aunque sean buenas) y creen que es mejor tener una persona pendiente, que se adelante y lo resuelva incluso antes de que nadie se dé cuenta.
Porque por muy organizada que seas, por mucha buena voluntad que pongas, por mucho que te prometan tus hermanas o amigas la ayuda necesaria, el día de la boda, los novios deben estar a ellos mismos, a descansar lo que puedan antes de la boda, a ponerse guapos y a disfrutar del amor, que es lo más importante!
Porque el día de la boda no puedes estar pendiente de recibir y pagar a unos y a otros, de que pongan la música en el momento que quieres, de explicarle algo al fotógrafo, de colocar las mesas en el orden que les ha llevado meses decidir, de sacar los detallitos para los invitados, de exigir al catering algo con lo que no han cumplido…
Porque meses antes todo el mundo te ofrece ayuda, pero como es lógico, llega el día y todo el mundo tiene algo que hacer.
Todo esto no quiere decir que unos novios no sean capaces de llevar a cabo los preparativos sin la ayuda de una Wedding planner. Claro que es posible, sólo sabemos que tenerla es una garantía de tranquilidad y de disfrute en el que probablemente será el día más especial de vuestras vidas!